De mercados y mercadillos por Londres

Además de que la capital inglesa se ha convertido en una de las mecas de la gastronomía en Europa en los últimos años, la posibilidad de encontrar cualquier producto o cualquier comida del mundo en los muchos de sus mercados dentro o fuera del circuito turístico es otra manera de conocer la ciudad para los viajeros gourmets. Estos son algunos que no te debes perder.

1 de abril de 2016

De mercados y mercadillos por Londres
Maltby Street Market

Comencemos por el Sureste de Londres. El Borough Market está situado en 8 Southwark Street, detrás del Ayuntamiento y muy cerca del London Brigde. Es el mercado gastronómico más importante de la ciudad. Lleva funcionando como mercado mayorista desde la época romana. El edificio se diseñó en 1851 y un par de veces ha estado a punto de ser cerrado, pero sus vecinos pelearon y reinventaron para que no desapareciera. En estos momentos para tener un puesto en Borough Market tienes que pasar un test de calidad, ya que se exige lo mejor. Importantes cocineros y restaurantes de esta ciudad compran su materia prima aquí. Y, por supuesto, es destino obligado de todos los gourmet y foodies.

Borough Market

En su interior, prácticamente cubierto para evitar las lluvias londinenses, hay unos 160 puestos llenos de verduras y frutas de origen local, pero también con variedades de otras muchas partes del mundo. También pescaderías donde abunda la presencia de ostras, muchos puestos con queso ingleses y franceses, embutidos artesanales de todo tipo y carnes de caza, de canguro, avestruz o cocodrilo.

Hay panaderías con panes de distintas variedades integrales y si quieres alguna clase sobre esto, acércate a Bread Ahead Bakery & School. Aquí se enseñan las habilidades de su fundador Matt Jones y del genio horneador Justin Gellatly. Juntos han creado este centro de excelencia para artesanos panaderos o para novatos. Abrieron en febrero de 2014 y desde entonces dan clases a grupos de mayores o de peques del cole. En su stand del mercado se puede probar su variedad de productos y puedes llevarte su pan a casa o a tu restaurante con descuentos.

Bread Ahead Bakery & School

No dejes de pasarte por la tienda de Brindisa, una empresa líder en la importación y distribución de productos alimenticios españoles de alta calidad y un referente esencial para los aficionados a nuestra cocina: aceite de oliva, conservas de pescado, quesos, jamón ibérico de bellota y charcutería, pimientos del piquillo, turrones y chocolate, garbanzos de Fuentesaúco, arroz de Calasparra, Pimentón de la Vera...

Brindisa

Brindisa nació hace catorce años de la mano de Monika Lavery, que tuvo la capacidad de intuir y anticiparse a la creciente demanda de productos españoles por parte del consumidor inglés. Además de distribuir sus productos a tiendas y restaurantes, vende directamente al público desde su tienda de Exmouth Market y en este puesto que abrieron hace cinco años.

Si te llega la hora de comer y no has comprado en la zona de productos frescos, la segunda parte del mercado es un auténtico bullicio de puestos de comida internacional de todo tipo, y en donde no sabrás ni en qué país estás dada la gran variedad gastronómica.

En la misma zona de la ciudad y ya fuera del circuito turístico, más cerca del Tower Bridge, encontrarás el Maltby Market. Se instala todos los sábados, de nueve de la mañana a dos de la tarde entre las calles Maltby y Millstream Road, y más exactamente debajo de los arcos del puente del ferrocarril de Maltby. La calle bajo las vías del tren está llena de ebanisterías, almacenes de madera o garajes caseros que se convierten en este día de la semana en locales gastronómicos desde el verano de 2010.

Maltby Market

Es el lugar perfecto para encontrar muchos productos de lujo, diferentes y exóticos de todo el mundo, y que no se venden en los comercios habituales. Es el caso de Tozino's, una tienda experta en jamones que posee local en Maltby Street, pero que todos los sábados monta su tenderete en este animado mercado, cortando en vivo los apreciados jamones ibéricos del Valle de Los Pedroches, de Teruel, la coppa de Joselito o quesos de la Sierra de Albarracín.

También se instalan los responsables de la tienda Catalan Cooking, que ofrecen lo mejor de la cocina tradicional catalana y comerciantes como African Volcano (salsas picantes y marinadas), Beas Diner (auténticos desayunos a la americana), Coffee, Mate? (café de Stratford), Hansen & Lydersen (salmón noruego), Hasslacher's (chocolates de Colombia), Hook and Son (productos lácteos de granjas ecológicas), Little Bird (ginebra), Monty's Deli (cocina de origen judío)o Reiner's Austrian Fine Foods (productos gastronómicos austriacos).

Desde hace unos meses los responsables de Maltby Street Market organizan durante la celebración del mercado un delicioso menú que cada sábado elabora un chef diferente, al precio de 19 libras. Tan sólo hay que llevar tu propio plato y cubiertos para poder degustarlo.

Si te das una vuelta por la zona Este de Londres, en el barrio de Shoreditch, hay tres mercados que merecen visita: Muy cerca de la estación de metro de Hoxton está Flower Market que, además de tener montones de puestos de flores, tiene un buen puñado de locales con cosas de segunda mano, galerías de arte, muebles de diseño originales, cosas para casa y bares cutre-bohemios donde te puedes encontrar un poster de Enrique Ponce con música de Jazz. Todo muy vintage.

El mercadillo abre solamente los domingos, de ocho a tres. Cortan el tráfico en Columbia Rd, que es una calle pequeña, y ahí ponen los puestos. Las flores, algunas muy sofisticadas, tienen muy buenos precios y cuando se acercan las tres de la tarde, empiezan a aparecer las ofertas.

Flower Market

Muy cerca, desde la parada de metro de Shoreditch o desde la de Liverpool Street, está Brick Lane Market, el mercadillo dominguero, la calle de tiendas emergente preferida por los españoles en busca de un lugar nuevo de verdad, uno que sustituya a Candem Town, ya demasiado turistizado. Brick Lane sigue siendo el barrio bengalí de Londres (Banglatown lo llamaban hasta hace nada), sólo que ahora esa comunidad convive con todo ese sinnúmero de hipsters que vienen a comprar no sólo los domingos. Lleno de tiendas y comidas de todo el mundo donde se mezclan con puestos de ropa de segunda mano. En esta calle encontrarás la tienda más famosa de baggels en Londres abierta las 24 horas todos los días del año. El más típico el de salmón con queso.

Y a unos pocos pasos, el Mercado de Spitalfields (Old Spitalfields Market), en Commercial St.. Permanece abierto todos los días de 11 a 15 horas y de 9,30 a 17,30 los domingos, que es su mejor día y el día del "mercado orgánico" o comida ecológica. Es uno de los mercados con solera de Londres que llegó a ser en el pasado el mayor mercado de fruta de la ciudad. También es famoso por sus tiendas de ropa estilo vintage, étnico y tiendas de bricolaje y artesanía y ropa a la última. Fue remodelado en los 90 y puesto a punto para acoger a más de 25.000 visitantes por semana. Realizan torneos de ajedrez y conciertos de música.

Mercado de Spitalfields (Old Spitalfields Market)

Y por supuesto, si vas por primera vez a la ciudad, no te querrás perder los más conocidos: Camden Lock, en el norte de la ciudad ( 56 Camden Lock Pl), es el núcleo del enorme mercado Camden, con más de 100 tiendas y puestos. Encontrarás de todo, desde ropa y accesorios vintage y de diseñador hasta arte, comida y muebles.

Camden Lock

Covent Garden. En el centro de Londres, Alojado en el emblemático Edificio del Mercado y las Piazzas, es una obra maestra de la arquitectura. Junto a los comercios especializados, tiendas, restaurantes y cafeterías, se encuentra el mercado de artesanía Apple, en el que se venden antigüedades, joyería y artesanía.

Mercado de Portobello Road, toma el nombre de la calle en la que se encuentra, Portobello Road. Esta calle tiene unos tres kilómetros de longitud y conecta Nothing Hill con Ladbroke Grove. En este mercado hay muchos puestos en los que se vende de todo, desde comida hasta pósters, ropa vintage y de diseño, curiosidades y música. Pero desde los años cincuenta del siglo pasado es famoso por sus antigüedades.

Si en un fin de semana consigues ir a todos seguro que el tiempo se te va en un suspiro.