Aspectos logísticos que debemos tener en cuenta en ecommerce

Una opción interesante es que dediques una pequeña inversión a hacerte con el software necesario que te permita automatizar la mayor cantidad de procesos posibles

23 de febrero de 2016

Aspectos logísticos que debemos tener en cuenta en ecommerce
Logística online
Montar un comercio electrónico puede parecer, a priori, una tarea sencilla que puede realizar cualquiera. De hecho, en cierto modo, es así, pero también se trata de algo que requiere de gran esfuerzo y dedicación pues requiere controlar infinidad de aspectos en términos logísticos. Y, teniendo en cuenta que para gestionar cualquier negocio es necesario bastante tiempo, nos encontramos en la tesitura de que cualquier ayuda es buena. Por ello, nos hemos propuesto ofrecerte una serie de interesantes consejos que te ayuden a llevar a cabo estas tareas para que tu tienda online funcione mejor.

Informatiza todos los procesos que puedas



La informática está para ayudarte. Por ello, una opción interesante es que dediques una pequeña inversión a hacerte con el software necesario que te permita automatizar la mayor cantidad de procesos posibles y acceder a los datos que necesites con unos pocos clics. En este sentido, existe un gran abanico de posibilidades en cuanto a software de gestión. Solo te queda encontrar el que mejor se ajuste a tus necesidades.

Este tipo de programas informáticos te permitirán controlar al milímetro el stock del que dispones. Además, también puedes hacer lo mismo respecto al pago de facturas, a los ingresos percibidos y un larguísimo etcétera. De esta forma, harás más eficiente la gestión de tu negocio y, además, ganarás tiempo para dedicarlo a otras cuestiones más importantes como la venta y el posicionamiento web.

Aporta un servicio de atención al cliente de calidad



Evidentemente, al igual que cualquier establecimiento físico, no puedes vender un producto y despreocuparte de todo. De hecho, ofrecer un servicio posventa y de atención al cliente de calidad es algo muy valorado por los usuarios, por lo que te conviene cuidarlo con mimo. En este sentido, establece una vía de contacto en la que te sientas cómodo como, por ejemplo, el correo electrónico y trata de estar siempre pendiente de él. 

Además, intenta dar respuesta siempre en el mismo día y, si ocurre cualquier problema, soluciónalo lo antes posible. A este respecto has de saber que, si no puedes hacer frente a esta tarea tú solo, no está de más que contrates a alguien que la lleve por ti. Puede que, en un primer momento, te parezca un gasto, pero pronto comprobarás que es más bien una inversión que te aportará beneficios a medio y largo plazo.

Controla todas las fases logísticas



Si prometes a tus clientes que tendrán su producto en un plazo determinado has de cumplir. Por ello, ten cuidado a la hora de elegir proveedores y distribuidores y confía solo en aquellos que te brinden las máximas garantías. Sin duda, los retrasos molestan mucho a los compradores y, visto la gran competencia que existe en Internet hoy por hoy, lo normal es que si no entregas el pedido en su plazo acabes perdiendo un cliente.

En definitiva, si cuidas todos estos aspectos y te ayudas de las herramientas adecuadas, puedes estar seguro de que, antes o después, tu tienda online te proporcionará beneficios.