Tintos para el otoño en puertas

Sigue siendo tiempo de vendimia, la que anuncia un otoño inminente, tanto que según el Instituto Astronómico Nacional el inicio de la nueva estación tiene lugar hoy, 23 de septiembre. Con esos colores rojizos de las hojas y los aromas que nos traerá la nueva estación, nos esperan buenos momentos para compartir y disfrutar de algunos tintos.

23 de septiembre de 2015

Tintos para el otoño en puertas
Fuente: Campo Viejo

Frescos, aromáticos, intensos, balsámicos, complejos, sabrosos, persistentes elegantes.... Hay tintos para cada paladar, para distintos gustos y diferentes momentos incluso personas con las que compartirlos. Aquí os dejos algunos de mis favoritos.

Fuente: Campo Viejo

Campo Viejo Vendimia Seleccionada Crianza 2012. De un atractivo color cereza, afrutado, con toques de ciruela, mora y arándanos y con las notas de pimienta negra, clavo, canela y vainilla que aporta el roble francés a este 100% tempranillo, esta combinación elegante es el resultado de la especial selección que ha hecho Elena Adell en Campo Viejo para elaborar su última creación.

La botella presenta un fondo negro que aporta modernidad y elegancia mientras que el logo, en dorado, ennoblece el conjunto y comunica contemporaneidad. El diseño de esta nueva referencia define el carácter Premium y exclusivo de Vendimia Seleccionada, en la que en su crianza de 18 meses domina el roble americano sobre el francés. Y para terminar su boca, deliciosa, perfumada, suave y larguísima.

Cachito Mío 2014. Este vino con nombre de conocido bolero, ha sido concebido por Jesús Peña y su familia como un vino de espíritu audaz e innovador dentro de la D.O. Toro en La Casa Maguila. Este director comercial convertido a viticultor en sólo 3 años, consigue variedades fáciles de beber y de entender pero buscando la diferenciación con finos frescos, aromáticos y afrutados. Pepe Hidalgo y Ana Martín aportan a estos vinos su dilatada experiencia.

Cachito Mío es un tinto de cepas viejas de más de 50 años , con semicrianza de 8 meses en barrica nueva de roble americano (80%) y francés (20%). Es un vino suave, sabroso, equilibrado, fresco, envolvente y largo en boca; con intensos y persistentes toques frutales en nariz de mora, fresa, arándanos y plátano con matices de violeta. Y con un final de boca llenos de sensaciones aromáticas.

Tinto Figuero 4. Desde 2001, la familia García Figuero elabora sus vinos dentro de la D.O. Ribera del Duero, en La zona privilegiada de La Horra con uva procedente de más de 80 hectáreas de las que una tercera parte son viñas viejas con edades superiores a 60 años con cultivo tradicional y vendimia manual. Como muestra de frescura, está su Tinto Figuero 4, 100% tempranillo y 4 meses en barrica.

De color rojo cereza picota es un vino franco, muy afrutado en nariz. Frutillas rojas y negras maduras que se conjugan sutilmente con la madera dando en boca notas de regaliz, cacao y chocolate. Potente, untuoso y equilibrado con una larga persistencia.

Cosme Palacio Tinto Crianza 2011. Ahora que es tiempo de caza un buen compañero de recetas cinegéticas puede ser este vino elaborado con uvas seleccionadas de viñas viejas de la Rioja Alavesa. Granate cereza intenso, con una excelente intensidad aromática y con fuerte presencia frutal, muestra toques de regaliz, frambuesa y fresas sobre un fondo balsámico. Frutas rojas maduras en boca con dulces sensaciones especiadas y torrefactos, destacando notas de café y vainilla. Potente, elegante, sabroso y persistente, amplio y equilibrado es considerado el primer vino de autor de Rioja.

Alto de la Caseta Viña Pomal 2010. Las viejas cepas de las que procede este vino se encuentran en torno a una elevación en el terreno, en un meandro del río Ebro, desde la que se divisan sus viñedos en Haro, capital de la Rioja Alta. Un lugar que es Viña Pomal en su mejor y más pura esencia, conocido como el Alto de la Caseta.

Este 100% tempranillo de color profundo, picota intenso lleva aromas a frutos negros, flores violeta y toques de regaliz con un fondo mineral, elegante y complejo. Concentrado en boca, redondo y con volumen. Un vino bien estructurado, suave y armonioso y un final largo y sedoso. Mi primer cocido de este otoño será su compañero. Creo que no es un mal inicio de estación.