El Mozart español

En este programa hemos tenido con nosotros a la directora de moda de El Corte Inglés, Magali Yus, y a la soprano Mariví Blasco, y revivimos al malogrado compositor español del siglo XIX, Juan Crisóstomo de Arriaga

1 de febrero de 2015

El Mozart español
El compositor vasco Juan Crisóstomo de Arriaga

En el programa del 31 de enero de Excelentia Clásica conocimos en profundidad la figura del considerado como "Mozart español", Juan Crisóstomo de Arriaga (1806-1826), el malogrado compositor bilbaíno fallecido días antes de cumplir los 20 años por causa de tuberculosis. Llamado a convertirse en uno de los grandes genios del Romanticismo musical español, y a pesar de su muy temprana muerte, Arriaga nos ha dejado un puñado de obras maestras revestidas del espíritu del Clasicismo de Mozart o Haydn. De entre todo su legado, escuchamos la deliciosa obertura pastoral de su ópera Los esclavos felices (lo único que ha llegado hasta nosotros de esta obra), dos ejemplos de su música religiosa (el motete para voces masculinas O Salutaris y un fragmento del Stabat Mater), así como dos ejemplos de sin duda sus obras maestras, como son la Sinfonía en Re mayor y uno de sus tres cuartetos de cuerda, el Cuarteto número 2, compuestas durante su estancia en París. Hacia la capital francesa viajó en 1821 ingresando en su conservatorio para profundizar en la disciplina de la composición y en donde conoció a insignes personajes del mundillo musical de la época, como el tenor Manuel García, aparte de conseguir el segundo puesto en los premios que organizaba el propio conservatorio dirigido en aquel entonces por el afamado compositor italiano Luigi Cherubini.

El salto a la música del Barroco, con el oratorio El Mesías de Händel, se produjo en nuestra entrevista a directivo, en este caso protagonizada por la directora de moda de El Corte Inglés, Magali Yus, que nos realizó una valoración sobre la última edición del MFShow. Asegura que se siente apasionada escuchando algunos de los coros más célebres de esta obra de Händel como el "For unto us a child is born", cuya belleza musical le hace sentir enormemente bien. Con ella también hablamos sobre la importante y fundamental vinculación que se produce entre la música y la moda, hasta tal punto de que la ópera no sería lo mismo sin el estilismo, o los desfiles y pasarelas sin música. Durante la conversación se mencionó entre otros a Lorenzo Caprile como ejemplo de diseñador vinculado a las artes escénicas.

Y en este programa nuestra artista del día también fue una mujer, la soprano valenciana Mariví Blasco, que acaba de presentar recientemente Passionslied, un disco que ha grabado junto al fortepianista Yago Mahúgo dedicado por entero a un repertorio musical ciertamente inexplorado como es el de las canciones de uno de los hijos de Bach mucho más conocido por su música para tecla: Carl Philipp Emanuel Bach. Blasco nos desveló su proceso de descubrimiento de estas obras raramente grabadas, consistente en que investigando nuevo repertorio durante su estancia en la ciudad de Bolonia, se encontró casi por casualidad con una colección de 250 canciones de Carl Philipp, y constató que se hallaba ante una joya indiscutible, un diamante en bruto. Con la ayuda de Mahúgo ha dado vida a este emocionante universo musical, a caballo entre dos épocas (el Barroco y el Romanticismo) que en cierta medida anticipa el modelo indiscutible de los lieder de Franz Schubert, a pesar de la dificultad de clasificar las canciones de Carl Philipp en una corriente estilística concreta.

La soprano levantina nos explicó los especiales escollos a los que se ha enfrentado en esta grabación, como la siempre dificultosa dicción alemana para un cantante de origen latino o el exaltado sentimiento y pasión que destilan las canciones, en su gran mayoría de temática bíblica o religiosa, pero una religiosidad no entendida como en nuestros días, sino con un fuerte componente de contemplación y espiritualidad, así como otras en las que se muestra la delicada ensoñación del sentimiento amoroso entre dos amantes. En la entrevista también se trató la importancia de conservar un público aficionado a la música antigua (de la que la joven Blasco es uno de sus mayores valores actuales), ya que sin el interés de esa audiencia fiel, el tesón y la labor que ellos los intérpretes hacen no tendría sentido.

La más inmediata cita musical de la Fundación Excelentia nos llega de la mano del concierto Una tarde de tango, con música en su gran mayoría del rey indiscutible del tango de concierto, el compositor argentino Astor Piazzola. Será el próximo viernes 13 de febrero en la Sala de Cámara del Auditorio Nacional.

ENLACE al programa del 31 de enero