Trámites a seguir tras la muerte de un familiar

La muerte de un familiar es una experiencia dolorosa que además exige que realicemos una serie de trámites administrativos

22 de enero de 2015

Trámites a seguir tras la muerte de un familiar
Funeral.

Para poder enterrarle o incinerarle es necesario:

1. Obtención del certificado médico de defunción. Lo expide el médico que trató al difunto o cualquier otro médico que reconozca el cuerpo. Es en este momento cuando se precisará todo lo relativo a donación de órganos (en caso de que el fallecido sea donante).

2. Una vez se tiene el certificado de defunción y dentro de las 24 horas siguientes al fallecimiento, se procede a la inscripción de la defunción en el registro civil, que nos entregarla licencia de entierro o incineración y le solicitamos certificados literales de defunción


3. 3. Sólo en el momento en el que se han concluido los dos pasos anteriores, se puede proceder a enterrar o incinerar el cuerpo.

Para heredar o ser beneficiario de su póliza de vida o beneficiarte de pensión de
Viudedad:

4. Certificación de actos de última voluntad. Es necesario para saber si hay testamento y el nombre del notario responsable del mismo.

5. Certificación de seguros. Necesario para saber si el fallecido tenía contratado un seguro de vida y accidentes.

6. Después de localizar la póliza de seguro y comprobar sus beneficiarios, contactar con la compañía de seguros correspondiente para que inicie los trámites el cumplimiento de las garantías del seguro. En este paso también es imprescindible presentar el certificado de defunción.

7. En el Certificado de últimas voluntades aparecerá si otorgó testamento y dónde también aparecerá si otorgó más de uno, o si no otorgo ninguno.

8. Poner en conocimiento de la entidad bancaria del fallecimiento del cliente, mediante la entrega del Certificado de defunción a la entidad financiera o, al menos, el conocimiento a dicha entidad de la muerte de su cliente. Dicha entidad procederá cautelarmente a bloquear todas las posiciones que el fallecido tuviese en dicha entidad, tanto en calidad de titular único como de cotitular. En este último caso, y previa justificación a la entidad, se puede solicitar que la entidad libere parte del saldo existente en la posición de cotitularidad. Asimismo, la entidad financiera deberá entregar a los herederos el certificado de las posiciones que el fallecido tiene en dicha entidad con el fin de que se realice el inventario de los bienes del causante.


9. Si otorgó testamento habría que solicitar copia autorizada del testamento a la notaría dónde lo otorgó.

10. Si no hubiese testamento, habría que realizar un acta de declaración de herederos ante notario

WWW.VILLANUEVA-GUARDIOLA.COM ABOGADOS