Asfalto: 40 años en la carretera

Julio Castejón trabajó en una empresa de seguros y fue becado por IBM para emprender una carrera profesional dentro del entonces emergente mundo de los computadores.

15 de noviembre de 2013

Asfalto: 40 años en la carretera
Asfalto: 40 años en la carretera.

Pero Julio eligió la guitarra como compañera de viaje y la carretera y los escenarios, como espacios donde expresar la inquietud de una generación de jóvenes que protagonizó el camino de la Transición Española.

En aquellos años, la música rock había prácticamente desaparecido en nuestro país. Pese al esfuerzo de los pioneros de los 60 por acercar a los españolitos a grupos como los Animals, los Kinks, los Beach Boys o los Doors, lo cierto es que el espíritu ibérico eligió la canción pachanguera del verano, de ritmo machacón y meneo fácil y a los empalagosos solistas melódicos, guapetones y bien peinados.

En ese escenario tan poco propicio, la tenacidad de algunos jóvenes se fue poco a poco abriendo paso. Fue el caso de Julio Castejón que se había pateado junto a sus compañeros de grupo musical (primero Handicap, y luego Tickets) el circuito de salas de música en vivo de Madrid y alrededores, que agonizaban ante la emergente figura de los disc jokeys.

Tras muchas idas y venidas, distintos proyectos musicales convergen en uno sólo, que adquiere nombre propio y que hoy, 40 años después, sigue vigente: Asfalto.

La primera histórica formación de Asfalto estaba integrada por el propio Julio (guitarra y voces), Lele Laina (guitarra y voces), José Luis Jiménez (bajo y voces) y Enrique Cajide (batería).

Juntos dieron forma al primer disco de la banda, de nombre homónimo a la misma y que fue la primera referencia del sello discográfico Chapa, dirigido por Vicente Romero, quién además ejerció como productor del mismo.

El disco es una exhibición de buen gusto, no en vano, el grupo partía de la idea preconcebida de crear una ópera rock, aunque al final, esta idea fue descartada, para dar paso al álbum tal y como lo conocemos.

Bellas melodías, letras inspiradas y una bonita doble portada, hacen de Asfalto, uno de los discos más importantes de la historia de la música rock española con clásicos imperecederos como "Rocinante", "Días de Escuela", "Ser Urbano" o la archiconocida "Capitán Trueno".

Sin embargo este gran debut no tuvo continuidad...o no al menos con esta formación. Lele Laina y José Luis Jiménez deciden arrancar un proyecto que venían barruntando con el batería Terry Barrios (fallecido en 1992): el grupo Topo.

Julio se sobrepuso a la deserción de sus amigos y reorganizó la banda. Desde entonces y hasta ahora han pasado 40 años en los que el grupo ha vivido distintas formaciones y experimentado distintos sonidos que han dejado grandes canciones, unas veces más progresivas, otras más sinfónicas, otras más cercanas al hard rock , pero siempre con el distintivo de calidad de la marca Asfalto.

Julio acaba de ser abuelo, y está contento de que la saga de los Castejón continúe. Todos sus hijos son excelentes instrumentistas, y el pequeño, Paul, (que es el que acaba de hacerle abuelo) se ha sumado al proyecto Asfalto. Andan en estos días preparando el nuevo disco de estudio de la banda y ofreciendo los últimos conciertos de la gira 40 Aniversario.

Si las cosas van bien, el cierre de gira podría ser en la próxima primavera en Madrid, coincidiendo con la publicación del nuevo disco de Asfalto.