Tienda vacía, busca diseñador

Muchos sectores están pasando por malos momentos económicos y la moda no se libra de vivir en carne propia el bache económico. Todo lo que la envuelve se ha visto afectado, en especial, los diseñadores jóvenes que están empezando y ven cómo muchas puertas se cierran en su camino.

7 de noviembre de 2013

Tienda vacía, busca diseñador
La moda genera impulso económico.

Por eso, Espacios República ha querido convertirse en estos tiempos de dificultad en un ejemplo de que sí existen soluciones. Esta empresa se encarga de conectar a los diseñadores emergentes con artesanos, marcas de reconocido prestigio, empresas de organización de eventos en el mundo de la moda, para que puedan desarrollar iniciativas comerciales a corto plazo. 

Es interesante ver como esta propuesta no sólo tiende la mano a los jóvenes en el mundo de la moda, a los pequeños negocios, sino que también piensa en el futuro de las ciudades para generar impulso en ellas reactivando la economía, buscando ideas para dar un nuevo uso a muchos locales vacíos. ¿CÓMO?

Son conscientes de que muchos aprendices de la moda necesitan oportunidades, un escaparate en el que poder mostrar al mundo sus primeras creaciones. Por culpa de la crisis muchos locales se han visto a cerrar, así que Espacios República alquila tiendas vacías para dar un empujón a estos jóvenes. Hacen publicidad gratuita tanto para los diseñadores como para los consumidores interesados y muchos de los empresarios con tiendas vacías pueden apuntarse para que se ocupen sus tiendas sin coste alguno.

Sin duda, una forma de colaborar con clientes nuevos o ya existentes a través del mundo textil y de experiencias inolvidables. Un nuevo mercado rápido y económico que busca generar conciencia a través de los sentidos de los tejidos y los colores de la moda.

Esta empresa ya opera en Miami, Los Ángeles y Chicago desde hace unos años y la fórmula online está dando resultado. ¿Por qué no hacer lo mismo en España? Ayudemos a dar una segunda oportunidad a muchos locales que creyeron cerrar sus puertas para siempre, quizás podría ser tan sencillo como una plataforma online. 

El repunte de muchos negocios es posible, ¿quién dará el primer paso?