Los vecinos quieren un Park Güell de pago sólo para los turistas

Los barceloneses quieren seguir usando el parque como hasta ahora, de forma gratuita y proponen separar la parte natural de la monumental, devorada opr los visitantes, para ganar tranquilidad.

Anna Cabeza 29 de septiembre de 2009

Sí a la entrada de pago en el Park Güell, pero para los turistas. Los vecinos limítrofes con el pulmón verde de Barcelona aprueban la medida propuesta por el concejal de Gràcia, Guillem Espriu, para frenar la actual masificación siempre y cuando queden exentos del ticket. "Un parque es público, para todos", defienden los barceloneses, y de hecho, muchos lo usan en su día a día como camino básico para sus desplazamientos, para pasear o hacer 'footing', aunque entre tanto turista pasen desapercibidos. Sólo una minoría aceptaría el ticket de pago, con la condición de que los fondos recaudados se destinaran a lavar la cara del parque, que, en eso coinciden todos, está muy degradado.

Las asociaciones de vecinos opinan

Llorenç Poblador, que es vicepresidente de la asociación de vecinos de la Travessera de Dalt, defiende que "es el único parque que tenemos cerca y antes íbamos a córrer pero ahora ya ni vamos allí porque hay demasiados turístas". Desde la entidad consideran que "no tendríamos que pagar nada, pero que lo hagan los turistas nos parece perfecto".

"El Park Güell es vital para nosotros, el camino que utilizamos para desplazarnos de un barrio a otro", comentan los vecinos del Coll-Vallcarca. Su presidente, Salvador Barrau, ve con buenos ojos un canon turístico para controlar mejor la zona. Por otro lado, Irene Güell, la secretaria de la asociación de vecinos de Gràcia Nord-Vallcarca, cree que "quizás habría más contención y la gente sería más respetuosa". Ella vería positivo el control porque "sería como una traba", pero siempre y cuando fuera "con un precio simbólico".

Desde la Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona, Esther Argelic, la vocal de medio ambiente, destaca que "el Park Güell es un gran espacio de la ciudad de Barcelona y tendría que poder ser utilizado por todos los ciudadanos de manera gratuita". Igualmente, considera que "el dinero recaudado iría bien para poder llevar a cabo mejoras" en la gran zona verd, "aunque tendría que ser gratis para los de aquí".